¿Cómo cuidamos nuestra Audición?

Fuente: Little Agents, Big World

Fuente: Little Agents, Big World

¿Somos lo suficientemente conscientes de nuestra salud auditiva, de cómo cuidarla y qué alimentos y nutrientes la ayudan?

Con las fiestas navideñas el ruido se agrava, la música a gran volumen nos bombardea por las calles y centros comerciales.

Con la contaminación acústica vamos perdiendo bienestar además de audición, y esta pérdida afectará otras áreas de nuestra vida que aparentemente no tienen relación, por ejemplo, aprender un nuevo idioma o a tocar un instrumento musical, cantar afinado y con ritmo o movernos con gracia y equilibrio.

He leído un interesante artículo, “Lo mejor que puede hacer por sus oídos“, donde se expone claramente la caña que le damos a nuestros oídos con determinados hábitos y ambientes y qué tipo de alimentación cuida nuestra salud auditiva.

La revista Aging Matters publicó hace unos meses un artículo donde se indicaba la gran influencia de la hormona Aldosterona en nuestra audición.  Y recientemente ha aparecido un estudio que señala un precursor de la vitamina B3, nicotinamida ribósido, como el gran aliado de una buena audición. 

Aquí van algunos extractos del artículo: “Lo mejor que puede hacer por sus oídos”

… La invención del walkman, del lector MP3 y finalmente el iPod es sin duda una de las mayores catástrofes para nuestros oídos. En tiempos remotos, especialmente antes de la industrialización, el oído humano apenas se veía sometido a ruidos ensordecedores. Como mucho soportaban el sonido de silbatos y tambores en las fiestas populares, o el ruido de las batallas, aunque con menos frecuencia, o si acaso el de las herrerías.

Cuando tenía 12 años, varios compañeros de clase llevaban reproductores de música al recreo. Uno de ellos había inventado un “juego” que consistía en ponerse los auriculares y después subir el volumen al máximo. “Ganaba” quien conseguía tener los auriculares incrustados en los tímpanos el mayor tiempo posible.

Se llamaba “dar caña a los oídos”.

Como consecuencia de los abusos a los que hemos sometido a los oídos, hoy existe un número realmente alarmante de personas que sufren sordera o acúfenos, es decir, zumbidos, silbidos o tintineos en la cabeza o los oídos.

Tres estudios de cohortes (los que se realizan sobre una misma población durante varios años), han mostrado un aumento de los problemas de sordera entre los jóvenes. En 10 años, con la introducción de los reproductores de música, el número de jóvenes de entre 14 y 15 años que padecen problemas auditivos se ha multiplicado por 4.

El porcentaje de personas mayores de 45 años afectadas con esta dolencia en los países occidentales es del 18 %. El 30 % de las personas de 65 a 74 años y el 47 % de los mayores de 75 años afirman padecer problemas de audición. Y las tiendas de prótesis auditivas brotan por todas partes.

Ahora bien, la alimentación puede marcar una gran diferencia.

Los omega 3 al rescate

Un elevado consumo en productos alimentarios ricos en ácidos omega 3 (pescados grasos de los mares fríos, frutos secos, etc.) se ha asociado con una reducción significativa del riesgo de padecer problemas auditivos en personas mayores de 50 años…

Y es que los omega 3 contribuyen al correcto funcionamiento del cerebro y, por consiguiente, al correcto tratamiento de la información auditiva, ya que son materia grasa que participa en la formación de las paredes de las neuronas. La composición de las membranas neuronales permite el correcto funcionamiento de la sinapsis (el sistema que interconecta unas neuronas con otras), las zonas de intercambio de información. Los omega 3 evitan la rigidez de los elementos que intervienen en la transmisión auditiva, haciéndolos más flexibles, de forma que se facilita la transmisión de las señales nerviosas…  Cabe destacar que un gran aporte de omega 3 también reduce el riesgo de demencia, de Parkinson y de Alzheimer.

¡Con el omega 3 el programa para sus oídos no ha hecho más que empezar!

Magnesio y antioxidantes beneficiosos para el oído

Un nuevo estudio dirigido por investigadores americanos y coreanos sugiere que el beta-caroteno, la vitamina C y el magnesio favorecen una buena audición. El estudio ha sido publicado en el American Journal of Clinical Nutrition.

Estos resultados refuerzan los del estudio NHANES de 2001-2004, que había hecho un seguimiento a 2.592 personas, tras el cual se concluyó que quienes contaban con un buen aporte en beta-caroteno, vitamina C y magnesio gozaban de mejor audición….  Otros estudios han mostrado que el zinc y la vitamina D también intervienen en la calidad de la audición. Estos elementos tampoco pueden faltar en nuestra alimentación.

Lo mejor que puede hacer por sus oídos

Pero ante todo, si le encanta la música y utiliza auriculares con un reproductor o con su teléfono móvil… ¡baje el volumen!

El sonido se crea cuando las vibraciones del tímpano estimulan los nervios en la parte más profunda del oído interno. En esta zona hay unos filamentos muy finos, llamados cilios, que convierten las vibraciones en impulsos nerviosos que se transmiten a su cerebro.

La exposición prolongada a un ruido que supere los 85 decibelios puede destruir los cilios. Cuanto más alto está el volumen, más rápida es la pérdida auditiva. 

El artículo “El ruido en navidad perjudica seriamente la salud auditiva” incluye la atención que debemos prestar a los juguetes de los niños, como indica la asociación CLAVE para la atención a la deficiencia auditiva,

“CLAVE alerta sobre las lesiones irreversibles que pueden ocasionar los juguetes en la audición de los más pequeños, sobre todo cuando éstos sobrepasan los 80dB. Las armas de juguete que funcionan con pilas, por ejemplo, causan (en modo normal) un ruido de entre 110 y 135dB, un nivel similar al producido por la actuación de un grupo de música.

Las cajas de música o robots ocasionan entre 85-95dB, pero resultan más perjudiciales si están funcionando más de quince minutos.”

El artículo “Aldosterona, la Hormona de la Audición”, por el Dr. Richard Lippman, expone que la pérdida de audición a causa de la edad mejora considerablemente con el tratamiento con esta hormona, además de obtener otros beneficios, como una mejor comprensión del lenguaje, el control de la vejiga, acúfenos, y los mareos cuando nos ponemos de pie rápidamente.

AudiciónEl Dr. Lippman descubrió que muchos de los problemas que se van presentando con la edad se deben a una disminución de hormonas endocrinas, siendo una de las principales la Aldosterona.

A lo largo de los últimos años el Dr. Lippman ha ido refinando su tratamiento con esta hormona, hasta que la tecnología le ha permitido este año ofrecer un nuevo y eficaz tratamiento con la hormona natural: “Aldo-Spray”.  Se ponen unas gotas en el oído por la mañana y llevan un mecanismo por el que lenta y regularmente a lo largo del día se va liberando esta hormona cerca de la cóclea.  ¡Y parece que el umbral de audición puede subir hasta unos 30-40 dB!

Se indica en el artículo que en los problemas de audición también influye el desequilibrio sodio-potasio, la oxitocina y las vitaminas B12 y D3.

Se puede leer todo el artículo en el siguiente link:

“Aldosterene, the Hearing Hormone

Y el artículo “Supplementing with vitamin B3 precursor helps prevent hearing loss” (El suplemento con el precursor de la vitamina B3 ayuda a prevenir la pérdida auditiva), señala que un precursor de la vitamina B3, nicotinamida ribósido (NR), aumenta la actividad de la proteina sirtuina 3 (SIRT3), que no sólo protege ante la pérdida auditiva sino que contrarresta los efectos del envejecimiento.  Esta proteína interviene en el buen funcionamiento de las mitocondrias, las centrales energéticas de la célula.

Y el efecto del NR es tal que se le conoce como la “molécula milagro”, increible vitamina oculta”

Desde el punto de vista de la Medicina Tradicional China, la audición está relacionada con la energía del Agua, con el invierno, el frío, los riñones, la vejiga, el cerebro, las glándulas suprarrenales – la Aldosterona es una hormona segregada por esta glándula – … y con la sabiduría de la ancianidad.

Cuidemos nuestra audición como uno de los caminos para una vida saludable y sabia longevidad.

CompárteloShare on Facebook0Share on Google+0Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn1Email this to someonePin on Pinterest0Share on StumbleUpon0

6 Responses to ¿Cómo cuidamos nuestra Audición?

  1. Margarita 18/12/2014 at 06:56 #

    Muy interesante,para tenerlo en cuenta,gracias!!.

  2. Mª Antonia Crevillén 18/12/2014 at 09:59 #

    De nada Margarita, un saludo

  3. Rouss Prat 23/01/2015 at 12:54 #

    MUCHAS GRACIAS POR TU CONCEPTO, MUY INTERESANTE

  4. Mª Antonia Crevillen 23/01/2015 at 18:46 #

    De nada Rouss, un saludo

  5. Ivan Araya 07/10/2017 at 09:08 #

    Hola, donde puedo comprar Aldo Spray?, soy de Chile

    • Mª Antonia Crevillén 07/10/2017 at 23:48 #

      Hola Iván, has preguntado en la farmacia? Quizás si no lo tienen, te pueden indicar donde conseguirlo, y si no, mirarlo en internet. Buena suerta. Un saludo

Agradecería que dejaras tu comentario

Visit Us On TwitterVisit Us On FacebookVisit Us On YoutubeVisit Us On Linkedin